Abandonar las drogas nunca es un proceso sencillo y la evolución para conseguirlo no siempre es lineal. Son muchas las personas que están luchando activamente contra una dependencia y que acaban recayendo durante la recuperación. Es esencial entender que este hecho es común y que no debe alejarnos del objetivo. Un pequeño error no arruinará tu progreso, lo más importante es volver al proceso en cuanto sea posible y sobre todo, aprender a evitar recaídas a una adicción.

Una recaída a las drogas no significa que hayamos fracasado en un proceso de tratamiento, no obstante, esta puede entorpecer la recuperación. Reconocer los factores que pueden llevar a un paciente a sufrir una recaída y evitarlos en la medida de lo posible, será la mejor estrategia para poder eliminar esa droga con éxito. La prevención de recaídas en adicciones tiene que ser un elemento esencial en cualquier tratamiento profesional cuando se trata una adicción, existen estrategias que pueden ser de gran utilidad para que el adicto no necesite recurrir a la droga en un momento de decaída dentro del proceso.

A continuación, te mostramos algunas de las recaídas más comunes, los factores de recaída en drogas y las claves para prevenir que ocurran, así contarás con la información necesitaría para ayudar a quien lo necesite o para superar con éxito una adicción.

¿En qué consiste una recaída?

Puede que recientemente hayas pasado por un tratamiento de recuperación a una adicción o que aún estés en tratamiento activo. Una recaída a esa adicción sería el proceso que va desde la abstinencia sostenida de la droga en cuestión hasta el consumo activo. Cuando la persona vuelve a consumir de manera activa la droga para la que se había tratado, se considera que ha recaído en su proceso.

 Muchas veces, los que se enfrentan a adicciones como el tabaco o el alcohol, reciben muchos estímulos sociales donde la droga en cuestión sigue formando parte de su entorno. Por ello, es común ver recaídas en adictos que ya habían asistido a programas de superación de adiciones. Esto puede significar que aún se requiere de ayuda para superar esa dependencia y en caso de recaída, es esencial actuar para que se trate de un hecho puntual y no de un consumo continuado en el tiempo.

En muchos procesos de recuperación, puede haber varios intentos antes de lograr una recuperación prolongada, es común encontrar perfiles de recaída al alcohol o incluso recaída a la cocaína. Estas drogas crean una gran dependencia, no obstante, con un plan personalizado se pueden evitar o reducir las posibilidades de una recaída durante o después de un proceso de recuperación.

Consejos para evitar la recaída en adicciones

Contar con un plan de prevención de recaídas marcará la diferencia entre los que se mantienen fuera de la adicción y los que acaban volviendo a la misma. Este plan debe contemplar una prevención cuando se está en tratamiento activo y cuando el paciente termina el proceso, para que pueda volver a su rutina y detectar los factores de riego a recaer. Esto es esencial durante las primeras fases del proceso, así que aquí te dejamos algunos consejos que pueden ayudarte a evitar las recaídas de forma efectiva.

¿Quieres superar tus adicciones? Te ofrecemos una sesión terapéutica GRATIS y SIN COMPROMISO. Haz clic aquí.

1 – Contar con un entorno seguro

Contar con una red de apoyo sólida y un entorno seguro son factores clave para evitar las recaídas. El apoyo emocional, afectivo e instrumental que puedan ofrecerte las personas en las que confías te ayudará a no exponerte a situaciones complicadas durante tu recuperación.

De la misma manera, contar con un entorno con personas cuyos hábitos puedan contribuir a una recaída, no será interesante para tu propia recuperación. Prioriza tu proceso y aléjate de las personas que puedan hacerte daño.

2 – Reconoce los desencadenantes de consumo en tu adicción.

Hay desencadenantes internos, como la ansiedad, la ira o la baja autoestima, que pueden ser factores de riesgo para la recaída a las drogas. También hay factores externos, como lugares o situaciones que pueden tentar a la mente a volver a consumir de manera activa una droga. Identificar estos desencadenantes y plantear estrategias para hacerles frente evitará recaídas a corto y largo plazo.

Las recaídas de alcoholismo se relacionan para muchos con los ambientes de fiesta, esta droga abunda en discotecas, locales y zonas de noche, por ello, es mejor evitarlos hasta que alcanzar una fase más estable en la recuperación. Lo mismo pasa con la recaída a la cocaína o al sexo, ciertos ambientes pueden crear una mayor necesidad o dependencia de consumo, lo mejor será crear un plan para evitar estos sitios o sobrevivir a los mismos sin recaer en el consumo.

3 – Conoce tus emociones y aprende a gestionarlas

Aprender a reconocer las emociones será de gran utilidad para no dejarse llevar en un momento de debilidad. Dedica tiempo al autoconocimiento y a la gestión de las emociones, ten en cuenta que las emociones negativas pueden tener un efecto directo en las recaídas. Muchos pacientes acuden a las drogas para aislarse de pensamientos y sensaciones negativas, como la ira, el estrés o la ansiedad.

Detecta las emociones que mayor efecto tengan en tu cuerpo y aprende a crear estrategias para no sentir la necesidad de dependencia. Los primeros meses después de la recuperación serán críticos, no obstante, con el tiempo aprenderás a detectar y canalizar estas emociones sin tener la necesidad de acudir a la droga.

Para poder gestionar estas emociones, algunos optan por un diario, donde plasman sus pensamientos y sentimientos y cómo se han enfrentado a los mismos en caso de necesidad. Otros utilizan el deporte para alejar y canalizar esas emociones que pueden jugar en contra de la recuperación. Con un equipo profesional como el de Stopadicciones, descubrirás varios métodos y podrás aplicar a tu rutina el que más beneficios te traiga.

 4 – Redescubre tus hobbies

Las drogas te roban tiempo, personas y con el consumo, se convierten en la base de la felicidad de la persona. Por suerte, con una recuperación, se pueden redescubrir los antiguos hobbies o conectar con nuevas personas para encontrar otras fuentes de alegría y felicidad desvinculadas de la adicción. Encontrar nuevas fuentes de satisfacción conseguirá que dejar la droga a un lado sea más sencillo. Además, crear una rutina más pautada y con actividades divertidas, hará de la recuperación, un proceso más humano, sencillo y cómodo.

Se trata de llenar el vacío que el adicto puede sentir al dejar las drogas, siempre se puede empezar con antiguos hobbies para evitar la frustración de empezar algo nuevo o para los más atrevidos, dar un gran giro y optar por aprender un nuevo pasatiempo. Con un seguimiento personalizado y un plan adaptado, crear una nueva vida no será un problema y con el tiempo, la droga dejará de ser una necesidad que crea vacío en la persona. 

5 – Pide ayuda si crees que puedes estar cerca de una recaída 

Si has sentido la tentación de consumo con mayor frecuencia o crees que está empezado a ser inevitable, pide ayuda de expertos antes de que sea tarde. En StopAdicciones contamos con especialistas en adicciones que te ayudarán a trazar un plan para evitar la recaída totalmente online.

Contarás con un seguimiento continuo y personalizado y descubrirás técnicas que pueden ayudarte evitar una recaída cuando te expongas a factores de riesgo. Detecta los signos de alarma y actúa antes de que sea tarde, así podrás seguir avanzando en un proceso de recuperación que no siempre es lineal.

¿Qué hacer en caso de recaída?

Recaer durante una recuperación no significa que el tratamiento haya sido un fracaso, tendrás semanas mejores y peores, días sencillos y complicados. Lo más esencial es aprender del camino y siempre volver a tu programa de recuperación para poder acabar de desvincularte de la dependencia.

Es importante informar a los profesionales que te estén ayudando de tu recaída para que puedan adaptar el plan a tus necesidades. Así conseguirás que esta recaída sea algo puntual y no un consumo activo a largo plazo que te separe de tus objetivos. Recuerda que todo proceso tiene sus dificultades y que lo más importante, es seguir construyendo tu nueva vida, una vida donde la droga no tiene cabida.

Haz clic aquí y prueba gratis nuestro tratamiento de adicciones.